Desde la distancia, la icónica torre es reconocible por su superficie lisa y metálica ligera y su llamativa silueta que recuerda la forma natural de una ola. Con 135 residencias en condominios frente al mar en Miami que abarcan 47 pisos, Una es tan espectacular de cerca como de lejos. Accedido por un camino de entrada que llega al amplio arco de un dosel, las suaves líneas de la porte cochère continúan en el interior, hacia el gran vestíbulo abierto de doble altura. Las modernas curvas se complementan con los ricos jardines diseñados por Enea Landscape Architecture, mientras que en el interior hay impresionantes vistas del agua a cada paso.

“Cuando miras a Una, tiene una cualidad reluciente. Es muy dinámico, tiene un sentido de movimiento y fluidez.”

Desde el momento en que el ascensor se abre para entrar a sus hogares, los residentes se encuentran con impactantes vistas de la Bahía de Biscayne. Los dormitorios y las áreas de estar se ubican frente al mar, lo que permite que los residentes disfruten de vistas panorámicas sin obstáculos desde su nueva residencia en Brickell. Los ventanales del piso al techo dan la bienvenida a la diáfana luz del día en cada espacio, mientras que las terrazas extra anchas están cuidadosamente integradas a las grandes habitaciones y dormitorios. Las puertas corredizas crean una conexión abierta a las principales áreas de estar y una sensación de flujo que guía a los residentes hacia vistas excepcionales. El resultado es una transición sin interrupciones entre el interior y el exterior que atrae la atención hacia el agua. Dentro de las residencias, los llamativos ventanales de cristal se integran con la calidez de los materiales naturales. Cada superficie y cada acabado están inspirados en los interiores de yates de lujo, lo que aporta una sensación de elegancia y confort a las habitaciones a la vez que celebra los placeres de la vida en la bahía.

Archivos adjuntos

Video

Mapa